Confiscar los bienes a los oligarcas rusos presenta importantes retos financieros y legales

24-3-2022. Las tropelías de Putin con la invasión de Ucrania están provocando una ola de sanciones y confiscaciones de bienes de los oligarcas rusos que le ayudan a mantenerse en el poder. El propósito es minar el poder económico que sustenta al régimen ruso con el objetivo de frenar cuanto antes con el conflicto.

Reino Unido, Francia, Italia, Portugal, entre otros muchos países, están acelerando el paso para extender la aplicación y el alcance del castigo a los intereses rusos. España, sin embargo, se encuentra entre los países más lentos y opacos a la hora de tomar este tipo de decisiones destinadas a penalizar a las élites que ayudaron a la invasión de Ucrania por parte de Putin.

Mientras en el resto de países se suceden las informaciones respectos a las medidas adoptadas contra los oligarcas como la de barcos incautados, mansiones decomisadas, cuentas embargadas o prohibiciones de amarres de barcos con cualquier conexión rusa, en España apenas se conocen intervenciones como la reciente incautación de un yate de un empresario valorado en 140 millones de euros.

Por el momento, menos de 1.000 personas y poco más de una media centena de entidades han sufrido medidas de inmovilización, incautación o prohibición de viajar por actos que menoscaben la integridad territorial, la soberanía y la independencia de Ucrania.

No en vano, se tratan de decisiones complejas y que pueden hacer pagar a justos por pecadores y que además tienen que tener una base bien fundada. No en vano, los oligarcas rusos cuentan con grandes entramados societarios formado sociedades interpuestas y "muchas pantallas", lo cual obliga a compartir información entre servicios de inteligencia dentro y fuera de la Unión Europea.

A partir de aquí, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de Estado podrán trasladar sus hallazgos a un juez para que actúe contra testaferros y verdaderos titulares de sociedades y bienes con el fin de lograr posibles embargos, decomisos y desahucios.

De hecho, los países que están aplicando las sanciones se enfrentan a batallas legales de los oligarcas. Un importante reto económico y legal para los países que apliquen estas sanciones. Aunque los activos estén congelados, siguen perteneciendo técnicamente al oligarca. Una congelación simplemente significa que el propietario no puede vender o transferir la propiedad.

La aplicación de las sanciones podría llevar a batallas extrajudiciales que podrían durar años. Cada país tiene su propio conjunto de leyes, y la última ronda de sanciones plantea cuestiones legales sin precedentes con más incógnitas que respuestas. Los oligarcas rusos, además, no son objetivos fáciles, acostumbrados a encontrar resquicios legales, como cuentas off-shore en países no sancionados, para proteger sus activos.

Fuertes costes derivados de la incautación de bienes a los oligarcas rusos

A ello se suma los importantes costes asociados a las incautaciones de barcos, aviones u otras propiedades. Los oligarcas son técnicamente responsables del mantenimiento de sus propiedades, aunque los activos hayan sido congelados y no puedan utilizarlos. Pero podrían negarse a pagar, dejando sus yates y jets inutilizables y en mal estado.

Las autoridades no están autorizadas a intercambiar dinero con los individuos sancionados, lo que significa que podría ser difícil conseguir que los oligarcas rusos paguen el mantenimiento necesario.

Para evitar estas situaciones, el presidente Biden ha promovido en el Congreso norteamericano un proyecto de ley bipartidista llamado «Yates para Ucrania» que permitirá a las autoridades incautar las propiedades de las élites rusas en Estados Unidos valoradas en más de 5 millones de dólares. El Gobierno podría entonces vender los activos y enviar el dinero a Ucrania.

Un camino que podrían seguir el resto de países en contra de la guerra. En el Reino Unido, por ejemplo, los miembros del Parlamento están estudiando la posibilidad de poner en marcha una nueva legislación para congelar más fácilmente los activos de los empresarios rusos.

3 visualizaciones0 comentarios