• EA

IAG refuerza a sus filiales con nuevos aviones

La mejora en las expectativas de crecimiento del turismo ha devuelto algo de confianza a las empresas del sector. No en vano, a pesar de las negativas condiciones macroeconómicas actuales, las cifras de visitantes a nuestro podrían alcanzar y superar este año las registradas antes de la pandemia, Esta recuperación a la vista ha animado a los responsables de IAG a convertir en firme el pedido realizado en 2013 por un total de 14 aparatos de la familia neo de Airbus para reforzar sus líneas de corto y medio recorrido.

En concreto, la aerolínea hispano británica se hará con 11 aparatos A320neo y otros tres A321neo. El precio de lista de cada uno de los A320neo es de aproximadamente 120 millones de dólares y de 140 millones cada uno de los A321neo.

No obstante, IAG ha indicado que ha negociado un descuento "sustancial" sobre este precio de lista. Asimismo, la compañía ha dicho que seleccionará los motores de las aeronaves en una fecha próxima al plazo de entrega.

Para asumir este coste, el grupo asegura contar con una amplia “gama de opciones de financiación" y elegirá la fuente más adecuada cuando se acerque el plazo de entrega. Estos pedidos de aviones están en línea con el plan de inversiones (capex) previamente comunicado por la compañía.

Las aeronaves se entregarán en 2024 y 2025 y serán utilizadas para reemplazar aviones de la familia A320ceo de la flota de corto radio del grupo. Un proceso que da continuidad a la conversión de ocho opciones que IAG ejerció en marzo de 2022, por seis A320neo y dos A321neo.

Estos aparatos son más eficientes en el consumo de combustible, por lo que proporcionarán tanto eficiencias en costes como beneficios medioambientales a las aerolíneas del holding.

La compañía, sin embargo, sigue sin recoger estas mejores perspectivas. La compañía ha perdido cerca de un tercio de su precio en Bolsa este año en una profunda fase bajista que se viene prolongando desde el primer trimestre de 2021. Eso le ha llevado perder importantes soportes y su cotización apunta directamente hacia el euro por acción, mínimos registrados durante la pandemia.

1 visualización0 comentarios