Los inversores dan por buenos los resultados de Telefónica mientras esperan el próximo dividendo

17-05-2022. El beneficio de Telefónica se ha reducido algo más de un 20 por ciento en el primer trimestre del año, hasta 706 millones de euros. Pero los mercados han dado por bueno este paso atrás porque se ha debido en gran parte a la desconsolidación de su negocio en el Reino Unido.

La deuda de la compañía se ha reducido sustancialmente y los ingresos orgánicos están creciendo a un ritmo del 3,2 por ciento. Además, la rentabilidad por dividendo que ofrecen las acciones de la operadora es muy jugosa. Así que los mercados han puesto buena cara ante estas cifras.


El día de 17 junio Telefónica abonará su dividendo de 0,15 euros brutos por título a cuantos hayan optado por cobrarlo en efectivo. Podrán cobrarlo los accionistas que lo sean el 31 de mayo. El 1 de junio dará comienzo el período de negociación de los derechos de asignación gratuita, con lo que las acciones ya cotizarán ex-cupón. A los precios actuales de valor, ese abono supone una rentabilidad del 3 por ciento.


La operadora ya repartió en diciembre otros 15 céntimos con cargo a los resultados del pasado ejercicio. La empresa ha anunciado que los próximos pagos se realizarán exclusivamente en metálico, lo que evita la dilución de los accionistas que hayan aceptado los últimos pagos en efectivo en lugar de acciones nuevas con el sistema de “scrip dividend”.

La buena noticia añadida es que Telefónica ha seguido amortizando autocartera, lo que aumenta el valor de sus acciones. Hace pocas fechas Telefónica ha amortizado el 2,4 por ciento de su capital que tenía en autocartera. En total ha recomprado 139 millones de acciones propias, que suponen un 2,4 por ciento del capital.


Algunos analistas ven a Telefónica a seis euros por acción en un año

Además, la operadora ha acordado la compra de la compañía tecnológica alemana BE-terna por 350 millones de euros. Con esta operación se consolida en el mercado alemán. Los analistas han apuntado también en el haber de Telefónica, que ha alcanzado un acuerdo con DAZN para compartir los derechos sobre la liga de fútbol durante las próximas cinco temporadas.


Telefónica apunta hacia a los cinco euros por acción, cuando hace un año apenas llegaba a los tres y medio. En los escasos cinco meses de este 2022 se ha revalorizado ya un 25 por ciento.


Los rumores de mercado señalan que la compañía de telecomunicaciones está buscando un inversor institucional que entre en el capital y aporte tanto estabilidad como nuevas vías para proyectos futuros. De las diez firmas de análisis que han revisado su valoración, seis esperan subidas, incluso tres de ellas no descartan al valor por encima de seis euros en los próximos doce meses.

4 visualizaciones0 comentarios