Más sabe el diablo Buffet por viejo que por diablo... Tengan cuidado ahí fuera

A estas alturas los analistas se dividen entre los que esperan una corrección de las Bolsas y los que creen que todavía queda camino alcista que recorrer. Los primeros aseguran que las acciones están muy sobrevaloradas, con Wall Street y la Bolsa de Fráncfort en máximos históricos o muy cerca de ellos.

El multimillonario inversor Warren Buffet advierte de una próxima corrección de gran calado en los mercados. Su “famoso” índice, así lo señala. Buffet divide la capitalización de la Bolsa de EEUU entre el último dato trimestral de PIB. Así determina la valoración del mercado en relación con la marcha de la economía. Los inversores siempre escuchan a Buffet con mucha atención cada vez que abre la boca, porque la experiencia es un grado y porque ha mostrado su buen ojo a lo largo de muchas décadas.

En Citi esperan que las Bolsas mundiales, medidas a través del índice MSCI, suban muy ligeramente a un año vista. Creen que el crecimiento de los beneficios se irá reduciendo progresivamente, al tiempo que los grandes bancos centrales comenzarán a retirar pronto sus medidas de estímulo económico. Apuestan especialmente por valores cíclicos tradicionales y por las tecnologías de la información. Aconseja infraponderar los valores defensivos.


El optimismo impera entre los analistas de bolsa... A pesar de todo

Por el contrario los optimistas barajan todo un arsenal de consideraciones positivas. Entre ellas destacan el fuerte potencial de crecimiento de la economía y las perspectivas de crecimiento de los beneficios empresariales. Además, la reducción de las compras de bonos en EEUU se producirá de manera muy sutil, sin prisas. Los inversores ven fortalecidas sus carteras, gracias también a la subida de los precios de los inmuebles, lo que genera un “efecto riqueza” que influye positivamente también sobre las Bolsas.

Los analistas del banco estadounidense de negocios JP Morgan pronostican un fuerte crecimiento de la economía estadounidense este año. Esperan que 2022 sea uno de los mejores de la historia gracias, entre otras cosas, al aumento del consumo privado. Esperan por tanto también altas cotas de inflación y varias subidas en el precio del dinero a lo largo del ejercicio. También Goldman Sachs espera cuatro subidas de tipos este año. Las sitúa en marzo, junio, septiembre y diciembre.

Los expertos del Bank of America esperan pronostican una subida del 9 por ciento en la Bolsa española en 2022, mientras Société Général cree que las Bolsas europeas seguirán subiendo este año. Estima que el índice paneuropeo Stoxx 600 cuenta con un potencial de subida del 8 por ciento. Apuesta por los bancos, mientras deja a un lado a las empresas automovilísticas.


Por su parte Goldman Sachs espera todavía algo más de este índice. Mientras tanto, desde Black Rock siguen apostando por la inversión en renta variable, aunque dejan claro que cambiarían su estrategia si las vacunas no pueden contener la nueva cepa ómicron de la covid. Si se controla esta cepa, al final sólo se retrasaría la recuperación de la economía. Por ello aprovecharían los recortes en los precios para hacer cartera. Tengan cuidado ahí fuera.


7 visualizaciones0 comentarios